El CD Lealtad cerrará el sábado a las 18,30 horas en Las Gaunas la mejor temporada de su historia ante un UD Logroñés que acabará cuarto y solo piensa en su primer rival en la promoción de ascenso que se inicia la próxima semana y que conocerá el lunes tras el sorteo en Las Rozas. Será el primer equipo al que se enfrente el conjunto de Javier Rozada en los últimos 12 partidos de liga que no se juega absolutamente nada y ese hecho ha pesado demasiado en un CD Lealtad que tan solo ha podido ganar un encuentro de este periodo (1-3 en Barreiro ante el RC Celta B) sumando tan solo 7 de los 33 puntos en juego y apartándole de las siete primeras posiciones de la tabla en las que se asentó los dos primeros tercios de la competición.

Aun así, la holgada renta de puntos conseguida por los asturianos merced a esos fantásticos 26 encuentros con 40 puntos, a tan solo 4 de la promoción de ascenso y a 2 de las plazas de copa del Rey, hace que esta recta final, en la que las lesiones de jugadores muy importantes han mermado el potencial del equipo, haya servido para poner de manifiesto que la plantilla da la cara en todo momento, incluso ante rivales que se jugaban la permanencia o el título y que han salido muy malparados del enfrentamiento ante el CD Lealtad.

En Logroño la situación será muy diferente. Los de Pouso llegan a la cita, adelantada al sábado tras acuerdo entre ambos Clubs por no tener obligación de disputar el encuentro en la unificada jornada del domingo a las 17 horas, pensando mucho más en la próxima semana y en cual será su rival en la primera eliminatoria por el ascenso a la LFP. Ese choque, al finalizar como cuarto clasificado del grupo I, tendrá lugar también en Las Gaunas para disputar el partido de vuelta lejos de La Rioja e intentar acceder a la segunda ronda. Ante esta situación Javier Rozada, que se despide del banquillo del CD Lealtad tras 3 temporadas muy exitosas en Villaviciosa, intentará seguir haciendo historia alcanzando los 50 puntos y dejar a su equipo en mitad de la tabla tras una excelente campaña. Recupera además para este partido a nada menos que 5 fijos en el once del técnico ovetense que no han podido participar en las últimas semanas como Alex Blanco, Keko, Alex González, Álvaro Cuello y Pablo Espina, que parecen totalmente recuperados, y el regreso de Álvaro Muñiz tras su encuentro de sanción aunque Robert, con una micro rotura en los isquios de su pierna izquierda en el choque ante la Arandina, se une a las bajas seguras de Omar Hernández, Raúl Aguilar y José Luis Álvarez.

El equipo regresa hoy martes a los entrenamientos en Amandi para preparar un partido que los asturianos afrontan con mucha ilusión de ganar para despedir de la mejor forma al técnico Javier Rozada, al veterano Sergio Villanueva y al fisioterapeuta Diego Rodríguez. Los tres han sido protagonistas de la etapa milagrosa de un CD Lealtad al que llegaron en una de las situaciones más complicadas de su historia y del que se van en el mejor momento de la misma. Con eso se resume, como dico el presidente Pedro Menéndez, el éxito de los tres en su período en el Club de Villaviciosa.