Semana de mucho trabajo para los de Villaviciosa, volvía a jugar en esta semana festiva, lo volvía a hacer a domicilio, esta vez ante el Universidad de Oviedo.

Saltaban los de Samu Baños con las ideas muy claras y buscando demostrar por qué están en los más alto de la tabla. Con un conjunto estudiantil muy cerrado en su campo y dejando jugar a los maliayos las ocasiones iban llegando para los visitantes, teniendo las más claras en las botas de Medori, en varias ocasiones, y en las de Robert, siendo casi todo el peligro generado desde la banda del incombustible David que estuvo muy bien en la faceta ofensiva. Llegaba el descanso y lo hacía con el marcador inicial gracias a las grandes intervenciones de Marcos que hizo de su portería un muro.

Tardo poco el Lealtad en abrir la lata a la vuelta de vestuarios, desde los 11 metros el máximo artillero de los de Villa, Jorge Fernández, engaño a Marcos y puso en ventaja a los visitantes. Tras el gol el conjunto negrillo se relajó, aunque las ocasiones seguían goteando no consiguieron cerrar el partido, y a apenas unos minutos para el final del encuentro el conjunto universitario tuvo la más clara para empatar en un mano a mano con Javi Porrón que se fue alto.

Nueva y sufrida victoria para los de Samu Baños que continúan sin conocer la derrota en el campeonato liguero, siendo junto al UD Socuéllamos los únicos equipos invictos de las 4 máximas categorías del futbol español. La próxima semana toca una nueva salida, esta vez a Llanes. ¡Vamos, Lealtad!