Volvía el futbol a Villaviciosa, entre un ambiente festivo por la celebración del carnaval en el pueblo, el partido se jugada en la tarde del domingo. El Lealtad recibía al colista, y además lo hacía plagado de bajas y con un once muy diferente al habitual.

Arrancaba el partido y los jugadores maliayos pronto dejarían claro que todos suman, que en el equipo se van a dejar las fuerzas todos juntos. En el minuto diez daría el primer aviso Zucu que cabeceo un gran centro de Medori al larguero, apenas 3 minutos después, el propio Medo, dejaría un balón franco en el área para Adri que con la puntera subiría el primero al marcador. Diez minutos después Adri controlo un balón lejos del área y con una gran jugada individual se adentró en el área donde cruzo un potente disparo contra el que nada pudo hacer Buru. Se reivindicaba así Adri, con dos golazos, que celebro con rabia y demostró a propios y a extraños que está en el CD Lealtad para sumar y lograr las metas.

A cinco para el descanso Jorge puso una falta rasa para Medori que, desde la frontal, golpeo duro y seco al balón que se dejó temblando la escuadra en una nueva oportunidad del incombustible jugador Leal. Al filo del descanso el propio Medori le devolvería el favor a Jorge y con una magnifica asistencia dejo a Jorge solo ante el portero y este ajusticio el 3-0 en el marcador. En la segunda parte y con todo decidido, ambos banquillos movieron ficha, así Samu Baños daba descanso a Robert y a Jorge, a la par que daba minutos a Cueto y René Pérez. La segunda parte fue más monótona con llegadas al área del conjunto negrillo que salvo el meta visitante, que realizo un auténtico partidazo. Cuando se rondaba el final Manuel Medori estuvo a punto de redondear su partido en una falta que había golpeado de forma maravillosa y que el árbitro anulo por falta en la barrera. En portería Emilio, en sustitución de Javi Porrón, no tuvo apenas trabajo y lo que llego lo solvento de manera brillante.

Con esta victoria los de Samu Baños alcanzan los 73 puntos en la tabla y continúan con paso firme en lo alto de la misma. Son ya 29 jornadas sin conocer la derrota para un equipo que no pierde la humildad ni las ganas por seguir mejorando. La semana que viene visitamos al Covadonga antes de recibir la siguiente al Marino de Luanco. ¡Vamos, Lealtad!